El juego de los ojos cerrados

juego de los ojos cerrados

Un buen ejercicio para desarrollar el juego de putt corto es el juego de los ojos cerrados. Este juego lo desarrolla Dave Pelz en su libro “Patear como los pros” y es un buen ejercicio cuya práctica nos ayudará a confiar a la hora de enfrentarnos a los putts cortos.

Básicamente consiste en formar grupos de 3 bolas formando un aspa alrededor del hoyo. Cada uno de los brazos de este aspa estará formada por 3 bolas situadas de la siguiente manera: una bola a un metro del hoyo, otra bola a 1,20 metros del hoyo y la tercera a 1,50 metros del hoyo. De esta forma tendremos 3 * 4 = 12 bolas alrededor del green.

Empezaremos embocando el putt de un metro, continuaremos por la de 1,20 metros y terminaremos el aspa con la bola a 1,50 metros del hoyo. A continuación haremos lo mismo con otro brazo del aspa y así hasta que hayamos golpeado las 12 bolas.

Repetiremos el mismo ejercicio 3 veces seguidas, a cuyo término pondremos 3 bolas a la distancia de un metro del hoyo alrededor del mismo e intentaremos embocar cada una de las 3 bolas. Eso sí, en esta ocasión, estos 3 putts, y solo estos 3, se harán con los ojos cerrados, eso sí, tras alinear el putt hacia el hoyo.

Si esos 3 putts con los ojos cerrados se embocan habremos terminado el ejercicio pero si no se embocan entonces deberemos repetir el ejercicio desde el principio, es decir, colocar las bolas en aspa, y golpear las 12 bolas, con los ojos abiertos, repitiendo el ejercicio 3 veces para posteriormente golpear los 3 putts con los ojos cerrados.

Cada vez que realicemos el ejercicio nos llevará aproximadamente 10 minutos. Si lo hacemos a la primera habremos terminado en 10 minutos y en caso contrario no deberemos repetir el ejercicio más de dos veces, de forma que no tengamos más de 30 minutos de práctica.

¿Qué ventajas tiene este ejercicio? Básicamente se trata de practicar el putt pero además incorporamos un factor importante y que muchas veces olvidamos que es la sensación, ya que, al golpear la bola con los ojos cerrados, entrenamos a nuestro subconsciente a sentir el golpe. Además, al concentrar todo el objetivo en embocar esos 3 putts incrementa la presión aprendiendo a superarla.

Escribe un comentario en El juego de los ojos cerrados